Heraclito.pdf

Heraclito

Oswald Spengler

En torno al 500 a. C., casi en los orígenes mismos de la filosofía griega, brilla con luz propia la filosofía de Heráclito, nacido en Éfeso en el seno de una familia de alcurnia. Heráclito no sólo desprecia, según la tradición, a los demás filósofos, sino al entero género humano, convirtiéndose en el paladín de los ideales aristocráticos. Los fragmentos heraclíteos que han llegado hasta nosotros son difíciles de interpretar y por eso se le calificaba desde la antigüedad como el filósofo oscuro, un filósofo que rechazaba la idea central de la filosofía milesia que explicaba el origen del cosmos a partir de un elemento o principio originario. Aunque para él todo surge del fuego, lo único real es el devenir, que, como las aguas de un río, describe bien la ausencia de un principio estable. Esa es, al menos, la opinión de algunos de sus seguidores e intérpretes. Entre ellos se encuentra el autor cuyo estudio sobre Heráclito reproducimos, Oswald Spengler, para quien, frente a los milesios que buscan un origen sustancial de todas las cosas, Heráclito niega el ser y reduce lo real a acontecer puro, desprovisto de sustancia y regulado por la ley que rige el devenir de los opuestos y su mutua y constante pugna. Spengler, en un ejercicio de lectura anacrónica, nos presenta un Heráclito visto a partir de las teorías físicas de su época.Oswald Spengler (Blankenburg-am-Harz, 1880-Múnich, 1936). Filósofo alemán. Estudió matemáticas, ciencias naturales y economía. Su obra principal, La decadencia de Occidente, publicada en dos volúmenes (1918 y 1923) obtuvo desde muy pronto un enorme éxito y en España la primera traducción apareció publicada en la colección Biblioteca de Ideas del Siglo XX, que dirigía José Ortega y Gasset, cuya traducción debemos al catedrático de Ética, filósofo y traductor de numerosas obras alemanas, Manuel García Morente. Además de esta importante obra, Spengler publicó otras, entre las que destacan: El hombre y la técnica. Contribución a una filosofía de la vida (1931), Escritos políticos (1932), Los años decisivos (1933). Marcelino Rodríguez Donís. Catedrático de filosofía de la Universidad de Sevilla, es autor, entre otros estudios, de las obras: El materialismo de Epicuro y Lucrecio (1989) y Materialismo y ateísmo. La filosofía de un libertino del siglo XVII (2008).

Heráclito de Éfeso (en griego antiguo: Ἡράκλειτος ὁ Ἐφέσιος Herákleitos ho Ephésios; Éfeso, 540 a. C.-ibidem, 480 a. C.),​​​ fue un filósofo griego ...

4.51 MB Tamaño del archivo
9788415177784 ISBN
Heraclito.pdf

Tecnología

PC e Mac

Lea el libro electrónico inmediatamente después de descargarlo mediante "Leer ahora" en su navegador o con el software de lectura gratuito Adobe Digital Editions.

iOS & Android

Para tabletas y teléfonos inteligentes: nuestra aplicación gratuita de lectura tolino

eBook Reader

Descargue el libro electrónico directamente al lector en la tienda www.juegosdekickbuttowski.com.mx o transfiéralo con el software gratuito Sony READER FOR PC / Mac o Adobe Digital Editions.

Reader

Después de la sincronización automática, abra el libro electrónico en el lector o transfiéralo manualmente a su dispositivo tolino utilizando el software gratuito Adobe Digital Editions.

Notas actuales

avatar
Sofi Voighua

Heráclito afirma que el fundamento de todo está en el cambio incesante. El ente deviene y todo se transforma en un proceso de continuo nacimiento y destrucción al que nada escapa.

avatar
Mattio Mazios

Heráclito de Éfeso (en griego antiguo: Ἡράκλειτος ὁ Ἐφέσιος Herákleitos ho Ephésios; Éfeso, 540 a. C.-ibidem, 480 a. C.),​​​ fue un filósofo griego ...

avatar
Noe Schulzzo

Más sobre este video en: http://bit.ly/1cbvzj9 Suscríbete: http://bit.ly/SubscribeEducatina ¡No olvides dar un "Like" y Comentarnos!

avatar
Jason Statham

Heráclito. (Éfeso, hoy desaparecida, actual Turquía, h. 540 a.C. - h. 470 a.C.) Filósofo griego. Desde sus orígenes y a lo largo del periodo cosmológico, anterior ...

avatar
Jessica Kolhmann

Los fragmentos de Heráclito relativos a la muerte son interpretados aquí no como expresiones de las creencias del filósofo acerca de la otra vida, sino.